lunes, 5 de octubre de 2009

Quiero escribir una novela en un post de Twitter


Dícese que Twitter está desincentivando la escritura en los blogs. Y dado que, estoy convencido, los blogs fueron el juguete que entretuvo a (y probablemente abortó el libro de) alguien que quizás estaba llamado a ser un preclaro novelista, he considerado conveniente reconciliar ambos estilos, el twitteriano y el novelesco, y he pensado escribir una novela en un post de Twitter. No porque me considere ese novelista fustrado por Twitter o los blogs, sino para abrir los ojos a otros que detrás de mi vengan y que sí merezcan tal calificativo.

O sea, "un off-topic nada serio sobre Twitter".

Es cierto que seguramente la novela tendrá algunas limitaciones (quizás la más llamativa sea su extensión no superior a 140 caracteres), pero a cambio reporta una serie innegable de ventajas:
  • Seguramente se tarde poco tiempo en escribir; sobre todo si lo comparamos con una novela de 300 páginas, que suele tener unas 60.000 palabras (o 300.000 caractéres). Así, el autor tiene más tiempo para cosas modernas como por ejemplo conciliar la vidad laboral como escritor y la familiar. Aunque también es una gran verdad lo que decía Blaise Pascal: -Te escribo una carta larga porque no tengo tiempo de escribirte una corta.
  • Evitas el calvario de ver rechazada tu novela una y otra vez por los editores (no sé si esto es o no verdad, pero aparece en todas las películas, que a fin de cuenta son, junto a Wikipedia, la fuente del saber).
  • La distribución es libre, con licencia Creative Commons incluso, por lo que estás plenamente en la onda. Puedes incluso permitir retoques, con lo que podríamos calificarla como la primera novela en código abierto.
  • Sin duda, una de las más destacadas ventajas es que, si el lector se cansa, puede dejarla inconclusa en un tiempo muy corto. Un gran autor de novelas en Twitter me aconsejó que, si no consigues enganchar al lector de tu novela en los primeros veinte caracteres, no triunfará. Este gran autor desconocido y prolífico (me dijo también que había escrito ya nada menos que 1.000 novelas), es también autor de la novela más larga hecha en Twitter: la escribió en chino, y contenía una historia mucho más larga e intensa ya que cada caracter representa a una palabra.
  • El día de mañana, si la novela pasa a la historia de la literatura, los estudiantes siempre agradecerán y elogiarán al autor por su brevedad. ¿Imaginas qué alivio para el estudiante de la ESO si La Regenta hubiera sido escrita en un post de Twitter?
Algunas de las desventajas más palpables estriban en la imposibilidad de ponerle un título (ya que si lo haces, no queda mucho sitio para los clásicos planteamiento, nudo y desenlace), así como de abordar determinados tipos de novelas, como la coral, ya que no podrías ni tan siquiera incluir el nombre de todos y cada uno de los personajes.

No obstante, pienso que pesan más las ventajas, por lo que no tengo duda que el día de mañana, cuando tenga tiempo, a lo mejor lo llego a pensar e incluso puede que al final quizás me retire una temporada a una casita en el campo y, tras la debida investigación y reflexión, decida aportar algo a la humanidad.

Sólo temo que, a pesar de su valía, se pierda en el mar de la infoxicación digital, por lo que estimo que, ante la eventualidad de que tal desgracia pueda producirse, lo más seguro es que, seguramente, me ahorre el esfuerzo ;)


5 comentarios:

Inma dijo...

Jajajajaja :o)
Me recuerdas al cuento hiperbreve de Monterroso que, incluso, tiene título ("El Dinosaurio") y que dice: "Cuando despertó el dinosaurio todavía estaba allí"

Félix dijo...

Lástima que Monterroso murió tres años antes de la aparición de Twitter. Hubiera sido una persona interesante de seguir, a él y a sus micro relatos.

Me llama la atención que fue El Dinosaurio el que lo llevó a la fama.

Otra novela en tweet: Luis Felipe Lomelí con "El emigrante"

"¿Olvida usted algo? -¡Ojalá!

Silvia MV. dijo...

Para seguir tu futura novela ¿habría que abrirse cuenta en Twitter, o no es necesario?

Félix dijo...

Silvia, no parece que la vaya a escribir. Pero si así fuera, también la colgaré en el blog. No te recomiendo Twitter, es un tanto adictivo.

Silvia MV. dijo...

Por lo que me cuentan, creo que Twitter no está hecho para mí, además, cuantas menos adicciones mejor, gracias.
Una pena que no la escribas.